Aceites Esenciales: Los Beneficios Para El Cabello.

Hay muchos caminos para mejorar la calidad y la salud de nuestro cabello. En los aceites esenciales encontramos una manera natural de ayudar a crecer a nuestro cabello y mantenerlo sano. Estos aceites esenciales pueden conseguir una acción positiva sobre nuestro cuero cabelludo, cutícula o folículos pilosos.

Por supuesto, dependiendo del tipo de aceite esencial que elijamos, tendremos unos beneficios que pueden influir en aspectos como la nutrición capilar, prevención de la caída, estimulación del crecimiento, hidratación, mantenimiento de la cutícula, etc…

 

ACEITE DE AGUACATE

Es un aceite de vital importancia cuando tratamos la nutrición capilar. Es rico en vitamina A, D, vitamina E o tocoferol y vitamina B6.

Todas estas vitaminas son muy importantes para el correcto crecimiento del cabello desde el folículo piloso hasta las puntas. También es una fuente de lecitina que le aporta muy buenas cualidades de penetración.

 

ACEITE DE ROMERO

Este aceite es conocido por ayudar a la vaso-dilatación y la estimulacion de la división celular, lo que produce una estimulación sobre el crecimiento en los folículos pilosos. Ayuda a eliminación de la caspa y suaviza el cuero cabelludo seco o escamoso.

Posee, también, propiedades desinfectantes por lo que es importante en la prevención de las infecciones bacterianas de nuestro cuero cabelludo.

 

ACEITE DE ALMENDRAS

El aceite de almendras posee un efecto antiinflamatorio e hidratante. Está especialmente indicado para la eliminación de las células muertas del cuero cabelludo mediante un masaje.

Es altamente eficaz en el tratamiento de la dermatitis seborréica y hace que el cabello sea menos propenso a las roturas aportando elasticidad.

 

ACEITE DE JOJOBA

Es una cera líquida de composición similar al sebo, producido por el cuero cabelludo para hidratar y acondicionar nuestro cabello de forma natural.

En cambio, este aceite no penetra en el cabello, por eso su función principal es la de sellar el folículo piloso para retener la humedad y mantener el cabello hidratado.

 

ACEITE DE RICINO

Contiene ácido ricinoleico que es un fuerte agente anti-bacteriano y fungicida que protege al cuero cabelludo y cabello de infecciones. Los ácidos grasos omega 9 y las propiedades humectantes del aceite hidratan y nutren al cabello.

Además posee propiedades beneficiosas para la pérdida del cabello. Es por esto que el aceite de ricino crudo y sin procesar es el más apropiado ya que, a mayor grado de refinamiento, menos propiedades mantiene.

 

ACEITE DE LAVANDA

Tiene propiedades preventivas en la caída del cabello, pero, además, es un buen antiséptico. Por lo que es un buen aliado cuando luchamos contra eccemas, irritaciones, etc.

 

ACEITE DE COCO

Posee en su composición química triglicéridos de cadena media, lo que hace posible su paso a través de la membrana celular, penetrando así hasta el centro del cabello. El aceite de coco evita la pérdida de proteínas y reemplaza los aceites naturales que el cabello pierde durante el día o debido al uso de champús.

 

En Naturfarmacia confiamos en los productos naturales. Por eso puedes obtener un 20% de descuento en nuestros productos a través de nuestra web.

191d75510a242360ea03a7d996dc17b6